Ciclo·ruta Dublé Almeyda

CICLO·RUTAS
Francisca Salas P. para LOFscapes

(Fotografía y Mapa: Francisca Salas P.)
17.12.2015


Esta semana los invitamos a recorrer la ciclovía de la calle Dublé Almeyda y a reconocer en ella su cualidad articuladora de hitos urbanos de relevancia para la comuna de Ñuñoa, configurando, al mismo tiempo, una ciclo·ruta de carácter patrimonial y arquitectónico.
 

Conocida y reconocida por su trazado zigzagueante y discontinuo, que se alterna entre cruces peatonales, quiebres, paraderos de micros, accesos y salidas de vehículos, la ciclovía de Dublé Almeyda se emplaza entre la Av. Américo Vespucio y la intersección de las calles Fernández Concha, República de Israel y Matta Oriente. La experiencia en su recorrido puede ser catalogada como una con un alto grado de dificultad, al menos en cuanto a caracterización de superficie se refiere. Su emplazamiento entre antejardines, veredas y árboles, y la relación existente entre ellos, define una superficie ondulante, donde las raíces de los árboles, con su necesidad natural de hidratación, tienden a desplazarse  hacia los antejardines de las casas, lo cual modela una nueva topografía en algunos tramos de la ciclovía.

A pesar de los eventos que interrumpen un recorrido que aspira a ser lineal y expedito, en su trayecto es posible identificar una ciclo·ruta de carácter patrimonial y arquitectónico, que articula cuatro hitos urbanos de relevancia para la comuna de Ñuñoa: la Villa Frei, el Parque Juan XXIII, la Plaza Ñuñoa y El Barrio Elías de la Cruz.

Nuestro recorrido de 4,6 km comienza, de norte a sur, en Av. Américo Vespucio. En el km 0,7 del trayecto nos encontramos con la Villa Frei, un conjunto habitacional destinado a la clase media y construido entre los años 1965 y 1969 por la Corporación de la Vivienda. Los arquitectos Osvaldo Larraín Echeverría, Jaime Larraín Valdés y Diego Balmaceda fueron los ganadores del concurso de diseño del conjunto que nombraron “Chacra de Valparaíso,” el que evoca los antiguos terrenos de cultivo donde se emplazó el proyecto. La Villa Frei representa un testimonio del Chile en que se construyeron micro ciudades para las familias, con viviendas de gran calidad, extensas áreas verdes y equipamientos de barrio, reflejando cómo las políticas públicas de vivienda asumen un sentido integral de protección social y de búsqueda de un bienestar colectivo de sus habitantes” (1).

Continuando nuestro recorrido, en el km 1,4 y llegando a la calle Los Jardines nos encontramos con el acceso norte al Parque Juan XXIII. El parque se extiende entre las calles Dublé Almeyda y Doctor Agustín Andrade al interior de cinco manzanas, cuyos límites son establecidos por los patios de las casas adyacentes. Fue diseñado por Álvaro Covacevich y Enrique Guigoux y construido en la década de los '60. Sin embargo, antes de las fechas mencionadas, dicho espacio funcionó como el jardín de la de casa patronal Alessandri en la antes llamadas Chacra Santa Julia.

En el km 2 llegamos a la Plaza Ñuñoa, área fundacional de la comuna que emerge a partir de una donación de un terrateniente para la conformación del municipio en 1894.

Finalmente, al término de nuestro recorrido se encuentra el Barrio Elías de la Cruz, considerado actualmente como una zona de conservación histórica. Es un conjunto habitacional característico por su fachada de ladrillo, diseñado por los arquitectos Wenceslao Cousiño y Teobaldo Brugnoli. Su estructura la conforman cuatro pasajes de trazado diagonal que rematan en el centro del barrio donde se encuentra la denominada “Plaza de los Aburridos.”


Notas
(1) Ver Villa Frei (2015) <www.villafrei.cl>

Leyenda Imágenes
(1) Conjunto Habitacional Villa Frei © Francisca Salas P. para LOFscapes
(2) Conjunto Habitacional Villa Frei © Francisca Salas P. para LOFscapes

(3) Parque Juan XXIII, vista dirección sur © Francisca Salas P. para LOFscapes
(4) Barrio Elías de la Cruz © Francisca Salas P. para LOFscapes
(5) Fachadas Barrio Elías de la Cruz © Francisca Salas P. para LOFscapes